Júpiter en Leo: expandiendo la creatividad para la misión de vida

Júpiter es el planeta más grande de nuestro Sistema Solar, y le toma 12 años en dar una vuelta al Sol. Su energía fue caracterizada en la mitología griega por el dios Zeus, y por eso sus numerosas lunas, los satélilites galileanos, recibieron los nombres de las amantes, conquistas e hijas del dios romano Júpiter o su predecesor griego. 

Astrológicamente, Júpiter es un planeta de índole social (va más allá de lo estrictamente personal) y representa la expansión, el crecimiento, la abundancia, el conocimiento y la búsqueda del sentido de vida. Júpiter es el gran benefactor, y su emplazamiento en la Carta Natal de cada Ser indica el camino hacia el maestro interior, la voz que guía en base a los valores, ideales superiores, la espiritualidad y la comprensión holística de la vida. Allí dónde está Júpiter hay protección y expansión de los horizontes, y un gran potencial creador en pos de la misión de vida.

Jupiter Infografia

 

Bien. Júpiter acaba de entrar en Leo, luego de haber estado más de un año transitando por Cáncer, y se quedará allí hasta el 25 de Agosto 2015.

Como te dije, Júpiter simboliza la expansión, el crecimiento, y la sabiduría interna para irradiar a los demás. Desde Cáncer estuvo vibrando en una energía emocional ligada al contacto íntimo, la familia, el hogar, el lugar de dónde venimos, nuestra madre, las raíces. La expansión, durante el tránsito de Júpiter por Cáncer, se centralizó en una nueva manera de percepción de la sensibilidad y contacto con nuestra esencia íntima. La oportunidad central de este tránsito fue la de la expansiòn del amor personal, y el crecimiento para emerger desde una nueva manera de cuidarnos y protegernos, comprendernos y nutrirnos, desde adentro y hacia afuera. ¿Puedes notar este proceso en tu Ser los últimos 12 meses?

Júpiter en Cáncer nos trajo energía de crecimiento emocional, de expansión en la capacidad de amarnos a nosotros mismos para irradiar ese Amor hacia los otros y al mundo. Como Mercurio acaba de reingresar en Cáncer es importante que pienses en esto justamente, que analices y dispongas tu energía mental para asentar y apreHender lo que nos dejó el tránsito de Júpiter por el signo de Cáncer, y a la vez puedas expresar, comunicar, exteriorizar en palabras cómo se manifiesta este nuevo contacto con tu esencia más íntima, tu sensibilidad y la expansión del amor adentro tuyo. Ahora nos protegemos y nutrimos de una nueva manera, con una mirada más cariñosa y benevolente hacia nosotros mismos.

Ok. Ahora, habiendo transitado este proceso de contacto íntimo y amor personal evolucionado, la energía jupiteriana de expansión se centraliza en la creatividad del Yo. Júpiter en Leo nos trae talento, creación individual, y el contacto con la vocación y el propósito de vida. La expansión del Ser busca el romance, porque Leo es energía que se mueve poniendo el corazón en el centro de cada cosa. Entonces la oportunidad es enamorarnos, sea de una persona, o de varias, o de una actividad, un trabajo, una causa, un proyecto, o lo que simplemente vibre en tu centro e irradie coraje hacia todas las células de tu Ser.

Dentro del Zodíaco, el León simboliza la vitalidad, el centro, el corazón, la creatividad, la autoridad, el poder, la fuerza, la seguridad de la identidad, la confianza. Y la energía de Júpiter transitando por este signo, fluye en pos de la exploración consciente de nuestra vocación y propósito de vida, es decir, de nuestra misión. De manera que este emplazamiento nos va a poner a todos más expresivos y dinámicos respecto de nuestro lado creativo. La oportunidad es ampliar los horizontes en relación a nuestra fuente de energía, ese lugar desde donde nos revitalizamos, ese espacio que nos hace brillar y resplandecer desde adentro y hacia afuera, y que nos carga de vida.

¿Cuál es nuestra fuente de energía? Los dones. Los dones nos han sido regalados para que los potenciemos y los devolvamos al mundo. Todos tenemos dones, asi que si aún no eres consciente de ellos, éste es un excelente momento para entrar en contacto con esa parte esencial de nuestra identidad, es nuestra fuente de creatividad. Y si ya eres consciente de ellos entonces la energía de Júpiter en Leo va a generar mayor expresión de tus dones ante los demás.

Tenemos más de 12 meses para cultivar una nueva conciencia respecto al sentido de nuestra existencia: nuestra misión de vida. El tránsito de Júpiter en Leo nos expande en esa dirección, en la que nuestros dones y nuestra vocación son protagonistas. Es momento de hacer contacto con el crecimiento a través de la vocación, la fuente de creatividad, la vitalidad, y la expresión de esa esencia individual ante el otro y el mundo. Es momento del Amor al Yo.

 

Jupiter en Leo - Astrologia